SÉ BIENVENIDO



Carpe Diem! Aprovecha el día. No dejes que termine sin haber crecido un poco, sin haber sido un poco más feliz, sin haber alimentado tus sueños. No te dejes vencer por el desaliento. No permitas que nadie te quite el derecho de expresarte, que es casi un deber. No abandones tus ansias de hacer de tu vida algo extraordinario... No dejes de creer que las palabras, la risa y la poesía sí pueden cambiar el mundo... Somos seres humanos, llenos de pasión.

La vida es desierto y también es oasis. Nos derriba, nos lastima, nos convierte en protagonistas de nuestra propia historia... Pero no dejes nunca de soñar, porque sólo a través de sus sueños puede ser libre el hombre. No caigas en el peor error, el silencio. La mayoría vive en un silencio espantoso.

No te resignes... No traiciones tus creencias. Todos necesitamos aceptación, pero no podemos remar en contra de nosotros mismos. Eso transforma la vida en un infierno. Disfruta el pánico que provoca tener la vida por delante... Vívela intensamente, sin mediocridades. Piensa que en ti está el futuro y en enfrentar tu tarea con orgullo, impulso y sin miedo. Aprende de quienes pueden enseñarte... No permitas que la vida te pase por encima sin que la vivas...

Walt Whitman

Seguidores

miércoles, 9 de septiembre de 2009

Yo no soy yo


YO NO SOY YO

Soy este
que va a mi lado sin yo verlo;
que, a veces, voy a ver,
y que, a veces, olvido.
El que calla, sereno, cuando hablo,
el que perdona, dulce, cuando odio,
el que pasea por donde no estoy,
el que quedará en pié cuando yo muera.


Juan Ramón Jiménez

8 comentarios:

SIL dijo...

Una maravilla...

Todos tenemos ese otro yo.
Y esa negación constante y paradójica.
El poeta lo ha descripto con maestría.
Gracias por compartirlo.
Un beso enorme.

Lili.- dijo...

Quizás porque simplemente "somos", sin terminar de descubrirlo todo, de descubrirnos todo.
Quizás porque nos asombramos de nosotros mismos, y porque podemos mantener la mirada ingenua sobre ese ser que somos.
Quizás porque "yo" sigo siendo un enigma a indagar y conocer, el poeta describe la extrañeza que se causa a sí mismo...
Quizás sea sensación de ajenidad?
Un beso grande, desde la Bahia.-

Graciela dijo...

"El que calla cuando hablo, el que perdona cuando odio..": parece que tenemos múltiples facetas que conviven en nosotros mismos.
Walt Whitman dice en sus Hojas de Hierba: "¿Me contradigo? Muy bien, me contradigo. Soy amplio, contengo multitudes."

Una felicitación extra por la imagen: es excelente, habla de esta ambigüedad con una metáfora visual muy poética.
Un beso.

Capricornio dijo...

Le he dado figura a mi voz interna, a la sombra que se me adelanta cuando camino, al reflejo que de pronto me avisa que estoy en el espejo, ese mi otro yo, tan parecido, reflexivo y a veces desconocido para mi mismo.
El yo que me habla y me indica que hacer o qu no debo.

Un doble de mi, el que perdona cuando yo no lo harìa, eso me gustò. Un texto para reflexionar.
Gracias x compartirlo.

Zarela dijo...

...porque somos alma. Cariños.

Liliana Lucki dijo...

El interior.

Miremos hacia nuestro mundo interior.

Es muy bello,la ilustración fantástica.

Saluda desde Argentina Liliana.

Janeth dijo...

Hola vengo desde el blog de Leoriginaldisaster, esta muy lindo tu blog me encanto y espero que podamos compartir puntos en comun, estas letras me conmovieron, muy verdaderas,....
Saludos
Janeth

marga dijo...

Decía José Saramago:

Dentro de nosotros,
hay algo que no tiene nombre
y eso,
es lo que somos.